sábado, 11 de junio de 2016

¿Por que nos gusta leer?




¿Por que nos gusta leer? Esa pregunta lleva algunos días rondando por mi cabeza sin ninguna respuesta coherente, pero un día me di cuenta que esa pregunta es muy difícil de responder por el conjunto de sentimientos que te producen.

¿Ustedes no habéis sentido ese sentimiento de vacío que se produce cuando cerramos un libro porque ya hemos leído su última pagina?, ¿Ese sentimiento de alegría cuando encontráis un libro que os gusta?, ¿Ese sentimiento de ansia por saber lo que le pasa al protagonista en la siguiente linea? O ¿Ese sentimiento de pena cuando te enteras que falta poco para terminar el libro? Pienso que esos sentimientos son los que te hacen que ames leer, que te diviertas y que puedas estar horas tras horas leyendo un libro sin aburrirte. También pienso que amamos leer por qué nos adentramos en un mundo diferente al nuestro. ¿No os pasa que cuando empezáis a leer un libro parece como si algo os alejara de la realidad, como si nuestro mundo no existiera y con ello ninguno de nuestros problemas?

La mejor sensación de todas es cuando abres por primera vez un libro, sientes como todo a tu alrededor se va desvaneciendo y solo queda en ese lugar, tu libro y tú. Empieza a leer y comienzas a acompañar a los protagonistas a lo largo de toda la historia, viviéndolo en primera persona, como si todo te estuviera pasando a ti. Te ríes, lloras, sonríes, te entristeces, te enamoras, sufres... como si fueras el protagonista. Estás tan sumergido en la historia que pasan las horas y ni te das cuenta, miras el reloj y te dices termino este capítulo y lo dejo, pero cuando te vuelves a dar cuenta llevas siete o ocho capítulos más leídos y ya han pasado algunas horas. En ese momento, miramos de reojo las páginas que nos quedan para terminar y un mar de sentimientos contradictorios nos rodean. Por un lado ese sentimiento de prisa por saber lo que le ocurre al final al protagonista y, por otro lado, ese sentimiento de pena al saber que solo nos quedan unas páginas por leer, al saber que poco a poco se nos va agotando el tiempo  de vivir esa historia.

Y entonces terminamos y cerramos el libro, al terminar de leer esa última palabra, esa última frase, al sentir ese último sentimiento. En ese momento nos sentimos satisfecho, felices,... pero a la vez también nos sentimos vacíos al saber que ya lo hemos terminado. Pasaran los días y volveremos a buscar otro libro que nos vuelva a atrapar, que nos vuelva a hacer sentir todos esos sentimientos.

Entonces, ¿Por qué nos gusta leer? ¿Por qué la lectura nos atrapa y nos hace viajar a un mundo paralelo donde nos alejamos de los problemas o por todo ese conjunto de emociones  y sentimientos que nos producen a lo largo de toda la historia?